¡Es tiempo de brezo!

by

El brezo es una de las plantas más fáciles de cuidar si no dispones de mucho tiempo, eres novato en esto de la jardinería  o simplemente, no quieres renunciar a tener plantas en casa durante los meses más fríos del año.

El brezo es un arbusto perenne que crece en los bosques, incluso en algunas zonas, diversas variedades crecen hasta en las cunetas de las carreteras. Sirve como abrigo a muchos animales y es una planta resistente a las condiciones más adversas. No es de extrañar que en Ferpas nos encante este pequeño arbusto todoterreno, ya que es muy agradecido y además tiene un bonito aspecto.

También es destacable la calidad de la miel que las abejas elaboran con su polen, de gran valor nutricional, los griegos ya usaban esta planta, además de este motivo, para fabricar escobas.

(fotografía de www.uncomo.com)

Ubicación

Debes tener en cuenta, que es una planta que necesita abundante sol. Deberás ubicarlo frente a una ventana, donde reciba mucha luz pero no sol directo, sabemos que en esta época esto puede ser difícil, pero debes saber que necesita abundancia de luz durante al menos 8 horas al día.

Temperatura

A pesar de lo que parece, el brezo no soporta temperaturas gélidas, necesita encontrarse entre los 14ºC y los 25ºC para su óptima salud. En cualquier caso, no tolerará correctamente las heladas, por lo que los inviernos muy duros pueden poner en riesgo su supervivencia.

Riego

No tolera bien el exceso de agua en las raíces, lo que no significa que el suelo tenga que estar seco. De hecho, es importante asegurarse de que el suelo está húmedo, pero siempre evitando encharcar en exceso la tierra. Si esto sucede, lo más probable es que sufra el ataque de hongos en las raíces, especialmente en invierno, por lo que habrá que estar atentos a su buen estado y regular correctamente el riego acorde a esto.

webs consultadas: https://www.ecologiaverde.com/planta-de-brezo-cuidados-1840.html

You may also like

Leave a Comment

Your email address will not be published.